Un reto que te ayudará a fortalecer y crear vínculos más sanos a nivel emocional

En estos días festivos quisiera regalarles un reto, conscientemente enfoquen todas sus energías y atención a lograr una comunicación de más calidad y profundidad entre ustedes, recordando siempre que son un equipo y como el mismo lo que quieren es ganar-ganar. Con esta comunicación lograrán seguir creciendo y fortaleciendo la relación creando un vínculo más sano a nivel emocional.

Al lograr esto sentirán un bienestar general, que se deriva de emociones, pensamientos y sentimientos positivos los que los llevarán a sentirse más conectados a nivel de pareja y termina reflejándose en la familia.

La navidad es una fecha muy especial para todos.

Nos reunimos con los amigos, los familiares que no vemos tan frecuentemente, nuestra familia más cercana, nuestros colegas de trabajo entre otros, casi todos los días hay un motivo de compartir.

Es un momento para dar, recibir, acompañar, continuar con rituales establecidos y también de crear nuevos.

¿Qué mejor regalo que una intención firme de tener una mejor comunicación con tu pareja?

Creo que una de nuestras primeras conversaciones en este momento de la historia, donde celebraremos unas navidades más parecidas a las de antes de la pandemia, podría ser cómo vamos a tener tiempo de calidad tú y yo dentro de esta agenda tan llena de compromisos que tenemos en este diciembre 2021.

Esta debe ser la prioridad, agendemos en nuestro calendario los días de nuestras citas de pareja y luego lo demás. Demostremos a nuestra pareja que es nuestra prioridad. De esta manera comenzaremos a vivir estos días festivos de una forma más fluida como pareja priorizando lo más importante, nosotros 2.

Entonces podremos manejar mejor los conflictos o diferencias que surgen en estas fechas cómo, qué gastar o no en este momento.

Si es apropiado hacer regalos o ya mejor pequeños detalles, cómo serán las celebraciones, cuantos invitados tendremos, qué salidas o compromisos son los importantes y a cuáles podemos excusarnos entre otros. Recordando que de alguna forma son dos familias (la de nuestros padres) con sus demandas específicas y que hay que compartir con ambas, en los casos que así sea.

Nota importante, con tanta actividad el cansancio y estrés se suman en este momento, por lo que nuevamente les recomiendo que mantengan una comunicación efectiva, clara y diaria. Les diría que puede ser al inicio del día o al finalizarlo donde revisen las agendas individuales, de pareja y familiar y puedan así hacer los ajustes necesarios para que todo fluya de la mejor manera.

Recordando lo que escribí en otra ocasión considero prudente compartirlo de nuevo.

“La comunicación en la relación de pareja es la base del amor, entendiendo lo importante que es hablar y fortalecer la misma, es el camino para solucionar la mayoría de los problemas en la relación.

Al conversar nos conocemos, definimos límites, aclaramos dudas, eliminamos inquietudes, nos desahogamos, soñamos juntos, aprendemos del otro y su forma de amar.

En la pareja, la comunicación, es de suma importancia, ya que constituye el ámbito más íntimo de la afectividad, un espacio en el que la ausencia o inefectividad da lugar a interpretaciones incorrectas, a no poder fluir en lo cotidiano por lo que se genera falta de seguridad y confianza de dónde se encuentra uno afectivamente.

En una buena comunicación ambos se dicen y escuchan, lo que quieren y necesitan.

Desarrollamos la capacidad de comprender, ser asertivos y habilidades de negociación los que son fundamentales para llegar a acuerdos.

Cuando tenemos opiniones diferentes ser objetivos y despersonalizar, es decir, expresar que pasa y que se quiere sin acusar, insultar o reprochar a la pareja.

Es vital que el objetivo de comunicarnos en momentos de conflictos sea resolver y no hacer daño.

Recuerden cuál es el mejor momento para ustedes como pareja para conversar, que ambos están dispuestos y no cansados o con sueño.

Hablen sobre el tema en cuestión, sean concretos, no cometan el error de ir al pasado y traer temas que pudiesen relacionarse a lo que sucede.

También es importante entender que lo que cada uno expresa es su percepción sobre la situación, no asuman.

Hablen desde el yo creo, yo siento, yo necesito, yo quiero…”

¡¡¡¡Les deseo unas felices fiestas y un próspero y bendecido 2022!!!!

Tiene Maestría en Sexualidad Humana y Terapia de Parejas, del Instituto de Sexualidad Humana de la UASD. Es egresada de Psicología Clínica de la Universidad de la Tercera Edad (UTE). Su trabajo abarca adolescentes y adultos en el manejo de conflictos personales y en sus relaciones. Además trabaja las disfunciones sexuales, psicoeducación y renovación de la vida sexual en la relación de pareja. También está certificada como Life Coach por Coaching Ontológico S.C., lo que le permite apoyar a sus pacientes en el proceso de definir su situación actual, con el establecimiento de metas, la toma de decisiones y la creación de un proyecto de vida.
Compártelo en tus redes
Menu